Un perro recibió una bala defendiendo a su dueño y ahora busca un nuevo hogar

Todo cuanto siempre y en toda circunstancia deseaste saber sobre Un cánido recibió una bala defendiendo a su dueño y ahora busca un nuevo hogar con toda la info actualizada. Estas en Actualidad – Noticias-

Existen muchos perros héroes que, durante la historia, han probado coraje y bravura. El día de hoy nos marchamos hasta N. York y te mostramos la historia de Kiko, un cánido que recibió un balazo en la cabeza por salvar a su dueño.

Este corajudo animal probó con hechos que es fiel a su dueño. Se interpuso entre su dueño y un ladrón. Recibió un disparo en la cabeza y la bala salió por su cuello. No obstante, subsistió prodigiosamente.

En la clínica que operaron a Kiko, los especialistas aseguraron que había sido milagro y que poquísimos perros entonces padecer un accidente de este género conseguir subsistir.

Paradójicamente, en nuestros días Kiko busca un nuevo hogar, puesto que su dueño no lo puede cuidar.

Otros perros valientes

Perla

Este cánido sin hogar entrenado en busca y rescate fue mandado a Japón para buscar a los supervivientes tras el seísmo y el sunami que tuvo lugar en ese país en 2011.

Diamond

Sus ladridos alertaron a su dueño y, de esa forma, pudo escapar de un insaciable incendio en su apartamento.  Fue capaz de salvar a la hija menor de la familia, mas no pudo encontrar a la hija mayor.

Tras una intensa busca pudo dar con la pequeña, que estaba oculta bajo una cama. De esa forma alertó a los bomberos a fin de que la pudiesen salvar.

Effie

Se hallaba paseando al lado de su dueño hasta el momento en que hizo lo imposible para llamar su atención y que lo soltase de su correa. ¿Por qué razón? Un hombre había caído muy cerca de donde se hallaban . Por lo que el cánido corrió hacia él y de esa forma pudo percibir atención médica.

Neo

Cuando Marci Snead, el dueño de este perro siberiano,  entró en shock hipoglucémico, Neo entró en acción. Corrió cara un edificio próximo y alertó a múltiples vecinos que prosiguieron al cánido hasta donde se hallaba Snead. Los paramédicos llegaron y su amo pudo recobrarse.

Sirus

Esta mezcla de pastor alemán empezó a ladrar en la puerta de casa hasta el momento en que su dueño lo dejó salir. En cuestión de segundos, múltiples disparos rompieron el silencio de la noche y un intruso entró en escena. Alertado por la presencia de Sirus, el cánido recibió un balazo, subsistió y pudo eludir el asalto.

Target

Este cánido callejero heroico, detector de bombas, salvó múltiples vidas humanas en la guerra en Afganistán. No obstante su final fue trágico. Objetivo escapó del sitio en el que se hallaba,  fue llevado a un cobijo de animales y se le aplicó la eutanasia.

Ricochet

Subida a una tabla de surf, esta perra ha colectado miles y miles de dólares americanos para causas humanas y aquellas que impliquen a los animales. Navega con pequeños y pequeñas con necesidades singulares y discapacidades.

Beldad

Este beagle salvó su dueño, Kevin, un diabético que tenía un ataque, al picar sobre la tecla «9» del teléfono. De esta manera fue como alertó al personal de urgencia.

Buster

En el medio de la noche, la dueña de Buster, Bárbara, se despertó cuando escuchó ladrar al cánido.  Barbará halló a su marido, Michael, que padece de la enfermedad de Crohn, sangrando tras una caída. Acto heroico de Buster: salvó la vida de su dueño.

Rocky

Fue nueva en 2002 por perseguir y apresar a un ladrón. Un auténtico acto de bravura si bien su vida corrió mucho riesgo, puesto que recibió un disparo. No obstante, consiguió frustrar el ataque.

Más perros que hicieron historia

Appollo

La primera unidad canina que respondió con su adiestramiento tras los ataques del 11 de septiembre de 2001. Fue premiado con una medalla representando a todos y cada uno de los perros presentes en el desastre.

Appollo llegó al sitio 15 minutos tras el ataque. A lo largo de su trabajo,  prácticamente muere por culpa del fuego y la caída de restos.

Nemo A534

Al igual que con la mayor parte de los perros de la guerra, Nemo tenía un vínculo intenso y  fiero con su manejador. Fue herido a lo largo de un enfrentamiento en Vietnam. Recibió impactos de bala tanto en los ojos como en el morro.

Defendió a su adiestrador contra todas y cada una de las amenazas, aun cuando el equipo médico llegó a salvarlos.