¿Qué hacen los animales por la noche? Aquí te contamos su extraña vida nocturna

Todo lo que siempre quisiste enterarse sobre ¿Qué hacen los animales por la tenebrosidad? Aquí te contamos su extraña vida nocturna con toda la info actualizada. Estas en Animales – –

Aunque la tenebrosidad es un momento para dormir y reponer toda la energía que hemos ajado durante el día, parece que nuestras mascotas no lo ven del mismo modo. Más allá de eso, tanto ellas como el resto de los animales, están más activos que nunca. Pero, ¿por qué? Y lo más excéntrico, ¿qué hacen?

Por supervivencia

Muchos de los animales, especialmente los salvajes, es sostener, los que viven en el exógeno, se mantienen despiertos de tenebrosidad por supervivencia.

Por ejemplo, el flamenco duerme sobre una pata y con un ojo despejado por si llega una amenaza; el delfín hace que la parte de su cerebro permanezca despierto para poder subir a la superficie y respirar; los leones, descansan entre presa y presa y las jirafas se despiertan cada dos horas para cerciorarse de que no hay depredadores.

Esto hace que en las selvas, bosques y demás lugares de la naturaleza haya vida las 24 horas del día. La tenebrosidad no es un momento para pernoctar en los lugares donde la ley del más musculoso es el emblema. Pero, ¿y nuestras mascotas? ¿No duermen de tenebrosidad? Y si es así, ¿qué hacen?

Sus horarios de sueño

No todos los animales necesitan las mismas horas de sueño por la tenebrosidad. Los gatos, por ejemplo, duermen mucho durante el día ya que les encanta sestear entre comida y comida, y luego, de tenebrosidad están más activos que nunca, ya que ellos, aunque necesitan muchas horas, suelen dormirlas todas de día en vez de por la tenebrosidad.

Si las toman durante el día, en la tenebrosidad ya no las necesitan y por eso es popular que se suban en nuestra cama de tenebrosidad a ronronear. De hecho se les conoce por enredar como sonámbulos de tenebrosidad. Así, si encuentran un hueco por el que puedan salir, se irán a deambular por la calle.

Los perros, sin incautación, necesitan unas 9 horas de sueño aproximadamente. Igualmente las suelen pernoctar escogiendo horarios entre la una del mediodía y las cinco de la amanecer. Esa es la razón por la que tu perro siempre está despierto cuando te levantas. Obviamente, si duerme durante el día, permanecerá despierto más horas de tenebrosidad.

¿Qué hacen cuando están despiertos? Básicamente ellos no tienen una percepción del tiempo como nosotros. Luego, no les importa si es de tenebrosidad o de día. Recuerda que los animales se mueven por instinto: saben cuándo yantar o cuánto deben pernoctar, pero esto posterior no les importa hacerlo de tenebrosidad o de día.

Luego, cuando están despiertos de tenebrosidad, hacen exactamente las mismas cosas que de día: juegan con sus muñecos, meten en el hocico en la basura, corren, saltan, juegan con las moscas, se tumban a mirar el vano, comen, beben agua y, si tienen un amigo, juegan con él.

Es importante que crees hábitos en tu perro. Si es un perro demasiado activo, haz que se canse durante el día para que pueda pernoctar de tenebrosidad. Claro está, todo eso si te molesta que tu perro deambule de tenebrosidad por la casa.

Lo importante es que cumplan con sus horas de sueño para que estén de buen humor, no importa si es de día o de tenebrosidad. Así que si tu perro no hace mucho ruido de tenebrosidad, déjalo que él decida cuándo pernoctar.

En cambio, si tu mascota es un conejo, siquiera necesita muchas horas de sueño y, adicionalmente, normalmente las dormirá por la mañana, no de tenebrosidad. Suelen pernoctar con los luceros abiertos, así que quizá pienses que no duermen, pero tranquilo, porque sí lo hacen.

Un papagayo necesita entre 6 y 8 horas de sueño y las tomará durante el día.

En fin, resumiendo, cada mascota es un mundo y no todos necesitan el mismo tiempo de sueño.

Será divertido si una tenebrosidad tienes la oportunidad de dejar una cámara grabando a tu mascota. Así descubrirás qué es lo que hace la tuya en particular, la podrás conocer mejor y seguro que podrás reírte mucho.