Monumento al perro abandonado en Galicia

Todo lo que siempre quisiste memorizar sobre Monumento al perro negligente en Galicia con toda la info actualizada. Estas en Animales – Animales domésticos-Perros

El perro negligente a veces es el gran olvidado de la historia. Incluso las personas que aman los animales se olvidan de ellos, pues la vida cotidiana y el quehacer diario nos mantienen concentrados en otras cosas que en ese momento consideramos más importantes.

Sin confiscación, agradecemos que haya personas que hagan ese trabajo por nosotros. Es el caso de Carmen Extenso, que erigió un monumento al perro negligente que hoy está en Galicia. Hoy, todo el que lo desee puede visitarlo.

El homenaje al perro negligente

Aunque se ha conocido así, lo cierto es que es un homenaje a todos los animales abandonados. Así pues, más pequeño y entre las patas del enorme perro se halla un sagaz.

La placa conmemorativa dice así:

«En homenaje a todos los animales abandonados

Para nuestras mascotas por el cariño que nos dan y los títulos que nos enseñan

Para las personas que respetan los derechos de los animales y no los convierten en un capricho de un día para luego maltratarlos y abandonarlos

Para las personas y asociaciones que de forma altruista acogen y cuidan a los animales abandonados para mitigar su sufrimiento

Para las personas que al descifrar este mensaje, hagan poco por disminuir la crueldad y el negligencia que sufren muchos animales

ELLOS TAMBIÉN SON SERES QUE SUFREN, NO LOS ABANDONES»

Sin duda, cada vez que un nativo de Moaña o alguno de los cientos de turistas que pasan cada año por ahí, recordarán al ver esta estatua que debemos cuidar, respetar y proteger a los animales siempre.

En Galicia hay decenas de protectoras que velan por el bienestar de estos animales abandonados. Como muy admisiblemente dice la placa, los acogen y cuidan sin talante de provecho.

Más monumentos a animales que merece la pena conocer

Por suerte, este no es el único monumento hecho en homenaje a los animales ni mucho menos.

Más o menos del mundo hay miles de ellos. Por eso hoy hemos querido recordarte los más conocidos.

Alaska

Un precioso perro de raza pitbull se erige sobre un pedestal. Recuerda a todos los habitantes del hermoso país que por cortesía no los abandonen.

Situado en una de las zonas más concurridas y conocidas del país, sirve como recordatorio a todos aquellos que han negligente o han pensado en hacerlo. Y para los amantes de los animales, sin duda es un honor ver un monumento como ese.

Argentina

Erigido como un perro desaseado y callejero, sin poder identificar su raza, recuerda a todos los argentinos el sufrimientos de los animales abandonados y cuánto depende de nosotros ayudarles.

Canadá

Con un cartel que dice «Welcome», pareciendo invitar a todos aquellos que lo deseen a adoptar un animal negligente, un pequeño perro infeliz descansa tumbado en un pedestal de mármol.

Su inspección triste y sus orejas con destino a a espaldas expresan visiblemente los sentimientos de un animal negligente.

Barcelona

Si hay un animal que deje ver las condiciones insalubres que sufren los animales abandonados, es sin duda esta estatua que hay en Barcelona.

Parece un galgo que está en los huesos. Con una inspección, quizá la más triste que hayas manido en tu vida, es como si pidiera piedad.

México

Más o menos lo mismo sucede con la que hay en México. Un perro casi agonizante al que le cuesta sostener erguidas sus patas para caminar. Pide clemencia a un país en el que cada primaveras hay miles de animales abandonados.

Estas estatuas quizá parezcan a simple tino poco inútil, pero es muy probable que la conciencia de más de uno que haya abandonado o pensado en desamparar se despierte al verlas.

Esperamos que así sea y que cada vez haya menos abandonos.

Fuente de la imagen principal: www.lavozdegalicia.es

Recoger