LOS PERROS PUEDEN COMER APIO¿ Si / No?

La eterna ¿?

Los perros pueden comer apio

LOS PERROS PUEDEN COMER APIO Información sin mitos

Beneficios del apio para perros




El apio es un vegetal de la familia de las apiáceas, compuesto de largos y fibrosos tallos, y pequeñas hojas verdes. Es un alimento muy sano y recomendable para las personas, pero curiosamente, en algunas infografías que indican qué alimentos no deben comer los perros, he visto que se inluye el apio, como alimento no recomendado para los canes. ¿Esto es cierto? ¿Es correcta esa información, o es solo un mito muy desinformado? Veamos si los perros pueden comer apio.Si, rotundamente los perros pueden comer apio sin ningun inconveniente. El apio es bueno para perros, y no es para nada un alimento peligroso para ellos. Si quieres saber que alimentos sí son realmente peligrosos para los perros, sal de dudas en un minuto, consultando nuestro listado de alimentos tóxicos para perros. De hecho, se ha comprobado que el apio es tan sano para los perros, como lo es para las personas, solo que por su condición de carnívoros, los perros no deben tomar vegetales en tanta cantidad como nosotros, los humanos.

¿ Los perros pueden comer apio y tomar jugo de apio o zumo de apio? Si, también, si te has preparado una bebida de apio licuado, puedes compartirla con tu perro.

¿Los perros pueden tomar jugo de apio o zumo de apio? Si, también, si te has preparado una bebida de apio licuado, puedes compartirla con tu perro.

Entonces, ¿qué aporta el apio a los perros, en términos nutricionales?

¿Los perros pueden comer apio?

Como ves, el apio para perros ofrece beneficios nada desdeñables, sobre todo si tenemos en cuenta que es una hortaliza barata y fácil de encontrar en cualquier supermercado o frutería.

Los perros son carnívoros, así que su dieta debe basarse en la proteína de origen animal. No obstante, las frutas y verduras para perros se utilizan como complemento, sin superar el 15 ó 20% del total de la dieta del perro. Es decir, que la primera regla para dar apio a un perro es hacerlo con moderación. Si no respetamos esto, y damos una cantidad enorme de apio en una sola sentada a nuestra mascota, le podemos ocasionar diarrea, vómitos o malestar estomacal durante un día o unas horas.

El apio es muy bajo en calorías, ya que tiene tan solo 16 kcal por cien gramos. Es decir, que es una golosina natural ideal para un perro sedentario o un poco gordito, porque su contenido calórico es mínimo. Aporta agua y fibra, esencial para mantener un tracto intestinal sano. Su fibra además actúa como depurador del intestino, ayudando a expulsar toxinas del mismo. Es saciante del apetito, por su contenido en fibras El apio fresco contiene vitaminas como A, B 6 y C. Contiene potasio y en menor proporción también contiene otros minerales como hierro, sodio, magnesio y calcio El apio, así como el zumo o jugo de apio son diuréticos. Esto significa que ayudan a excretar el exceso de líquidos del cuerpo Su consumo regular y moderado, también puede ayudar a los perros en la prevención de infecciones de tracto urinario



 Entonces ¿cómo preparar apio para perros? Podemos hacerlo de varias maneras:

Es mejor cortar el tallo del apio, dado que tiene fibras muy largas, que podrían hacer que un perro se atragante. No obstante, ten en mente que una dieta sana es una dieta variada, y el apio no es el único vegetal que puedes dar a tu perro. Si necesitas ideas, mira esta lista de verduras para perros que también son sanas para ellos. Y si lo que quieres es preparar comida casera para tu perro, y no sabes por donde empezar, mira nuestras recetas para perros, donde te enseñamos paso a paso a preparar platos fáciles y sencillos para perros.

¿Te ha sido útil este post sobre si los perros pueden comer apio ? Si es así, compártelo en tus redes sociales, y no dudes en contarnos tus experiencias o dudas, más abajo en los comentarios!

dar apio fresco cortado en trocitos pequeños varios días a la semana, como si fuese una golosina preparar un plato de comida casera para perros, a base de carne, en el que incluyamos apio cocido en trocitos.

Además, protege el corazón, ya que científicos de la Universidad nacional de Singapur han demostrado que ingestas regulares de pequeñas cantidades de apio reducen la hipertensión (presión arterial elevada) en perros y conejos. Guiller Ibáñez





Otras publicaciones relacionadas